Recuperar el curso en verano

Muchos estudiantes, lejos de las vacaciones aprovecharán el verano para estudiar y prepararse los exámenes de septiembre. Las recuperaciones para primaria, ESO, Bachillerato, así como la preparación de pruebas como la selectividad o las clases de apoyo para el acceso a ciclos de grado medio o superior centran nuestra especialidad en pleno centro de Sevilla.
El calor, el ruido, el desorden alimentario, las situaciones de angustia o los problemas personales se descubren como los grandes enemigos para la concentración. Proponemos varias recomendaciones para hacer más llevadero el tiempo de estudio:

1. Medir muy bien el tiempo y organizarse.
No tener horarios marcados en julio y agosto, deberán organizarse por ellos mismos y repartirse su tiempo para estudiar sin excluir el descanso y el ocio. Las clases de apoyo y la recuperación de asignaturas en el centro de Sevilla la enfocamos de forma específica para cada alumno elaborando un plan de actuación en horarios y trabajo dependiendo sus necesidades para así lograr los mejores resultados. Los acuerdos con la familia, amigos y la pareja serán fundamentales para respetar el tiempo de estudio y trabajo.

2. Combatir el calor.
El calor influye a la hora de estudiar ya que, la incomodidad que produce incide directamente en el nivel de concentración. Para contrarrestar sus efectos, se recomienda tener la habitación ventilada, estudiar a primera hora de la mañana o bien por la noche. Si se estudia con luz natural, procurar no hacer sombra sobre el libro o los apuntes y, si es luz eléctrica, mejor tener dos focos: el del techo y la lamparita del escritorio. Una habitación despejada, ordenada y bien iluminada ayudará a que la vista y mente descansen.

3. Cuidar la alimentación.
Para un buen rendimiento de la memoria y capacidad de concentración, las tres comidas diarias son imprescindibles. Es preferible para refrescarse y no deshidratarse beber entre 1.5 litros y 2 litros al día de agua, bien natural o a través de otros líquidos (refrescos, horchata, leche, zumos), aunque teniendo en cuenta que éstas pueden llevar un contenido calórico mayor innecesario. Si los estudiantes tienen una alimentación adecuada, no necesitan los suplementos ni en bebida ni en alimentación. Si la dieta es adecuada, consumir un exceso de uno u otro alimento no va a afectar a la facilidad de concentrarse o de memoria.
Si necesitas más asesoramiento para organizar tu estudio durante el verano para recuperar las asignaturas o preparar las pruebas de acceso a ciclos o selectividad, no dude en llamarnos sin compromiso, Centro de Estudios Metropol te ofrece clases de apoyo y recuperaciones en pleno centro de Sevilla al mejor precio.
libro_viajes

Comments are closed.